Conoce los efectos del alcohol en la piel y cómo evitarlos

mujeres con bebidas alcohólicas con efectos del alcohol en la piel

¿Quién puede resistirse a un trago en una noche de sábado? El problema es la resaca del día siguiente. Además de los síntomas más conocidos, el consumo de alcohol puede causar daños en la piel, como el envejecimiento temprano, la resequedad y el empeoramiento de dermatitis, rosácea y psoriasis. A continuación, explicamos los efectos del alcohol en la piel y cómo minimizarlos:

¿Cuál es el daño principal del alcohol a la piel?

Más del 70% del cuerpo humano se compone de agua y su presencia es de suma importancia para el buen funcionamiento del organismo. La ingesta de alcohol afecta a la reserva de agua del cuerpo porque para metabolizar una molécula de alcohol etílico – proceso similar al de la digestión – se necesitan nueve moléculas de agua.

Cuando no hay suficiente agua, este empieza a salir de los tejidos periféricos. La pérdida de agua afecta a la piel, disminuyendo la vibra y provocando resequedad y descamación.

Otros efectos del alcohol sobre la piel

El alcohol etílico es una de las razones por las que muchas personas tienen la piel roja después de beber, ya que la sustancia provoca que los vasos se dilaten. Cuando los vasos sanguíneos se expanden, la rosácea y la aceitosidad de la piel se acentúan.

Además, la sustancia estimula la producción de radicales libres, que entran en contacto con células saludables del cuerpo y dañan su estructura, causando envejecimiento temprano y flacidez.

¿Cómo minimizar el daño que el alcohol puede causar a la piel?

Estudios indican que ciertas cantidades de bebidas pueden ser favorables para la salud del cuerpo. Sin embargo, las dosis varían en función del sexo, la edad y otras condiciones del organismo. Para no dejar la diversión y los tragos a un lado, sigue estos consejos de abajo:

  • Bebe agua y / o agua de coco: si el alcohol va a “robarte” agua de tu organismo, no dejes que se dañe la reserva. Por ello, no olvides hidratarte durante la ingesta de alcohol.
  • Intenta llevar una alimentación ligera: no es ninguna novedad que la alimentación equilibrada ayuda a la salud de la piel. Además, comer alimentos digestibles hace que el cuerpo elimine el alcohol más rápidamente.
  • Aplícate agua termal o usa compresas de té helado: el agua termal y el té de manzanilla, por ejemplo, pueden ser grandes aliados para la piel, que, después de la borrachera, parece hinchada y necesita de hidratación.
Califica esta publicación